lunes, 19 de noviembre de 2012

Necesito levantarme de la cama, sentirme capaz, brillante.
Dejar de darle vueltas a cada detalle y concentrarme en vivirlos.
Necesito desprenderme de mis capas -de mi culpabilidad-, necesito ceder a mi necesidad.

Necesito proyectos que me calmen las ansías, necesito comer, necesito cambiar. Alejarme de mis cuatro paredes, de los muros infranqueables, de mi aislamiento auto-impuesto.

Necesito crecer -necesito creer- y darme tregua

No hay comentarios:

Publicar un comentario